25 julio 2011

Historias del Bidet (II)


“Obviamente lo del bidé es sólo un síntoma, una prueba de que no puedo confiar ni siquiera en mi propia familia. Si mi esposa y mis cinco hijos han callado ante esta barbarie cotidiana, dejando que sumergiera mi rostro donde antes ellos habían puesto los genitales, es que estoy completamente solo en el mundo”, argumenta el entrevistado.

“Necesito estar solo en estos momentos. Pasaré unos días en una pensión. Sin bidé, por supuesto. No lo soportaría”, confiesa. Su familia no entiende su reacción, considera que está exagerando ante un simple malentendido. “Racionalmente sé que hay muchas otras cosas que deberían compensarme, soy consciente de que hay cariño y respeto en mi casa. Pero a nivel emocional me siento como si mis seres queridos me hubieran restregado por la cara sus partes pudendas. El silencio es complicidad. Si dejas que tu padre meta la cara donde tú metes el pene, ¿dónde termina la persona y dónde empieza el animal?”.

La experiencia que he vivido me ha hecho ver que no estamos educando correctamente a los niños en lo que a higiene íntima se refiere”, reconoce Luján. “Yo asociaba el lavamanos a las manos, el inodoro a las partes íntimas y el bidé a la cara. No me parece descabellada la asociación, pero era errónea. Y el pedagogo que hay en mí está especialmente dolido al no haberse dado cuenta de algo tan básico”

“Me aparto como un animal herido para reponerme. Volveré con los míos cuando les pueda mirar a la cara. Esa misma cara en la que ellos, de alguna manera, se han estado meando durante cuatro décadas”.

Fuente
Via @Menteando

3 comentarios:

El Gaucho Santillán dijo...

Existe un aparato que rremplaza al bidet, y se agarra al inodoro.

Cuando lo necesitàs, lo centràs, (con una palanquita) y largàs el chorro.

Yo lo llamo "buscaculo".

Saludos

GABU dijo...

Para mí el bidet es el invento más desagradable del mundo entero!!!!

P.D.:Bien podría yo refugiarme con ese señor... ¬¬

BESICUS
Algún día subiré el póstulo que hice respecto al asqueroso bidet!

Phil dijo...

Bah, qué quiere que le diga.
Dos por tres, en el bondi, me parece que hay gente que no conoce el uso del inodoro, del bidet, del lavamanos, de la ducha, etc., etc.