23 enero 2017

La Naranja Mecánica.

Ya hace unos días Trump asumió como presidente de los Estados Unidos.

Ya tiene el control sobre @potus, la cuenta de correo que fuese otrora pertenencia al afrodescendiente con onda, y cuyo nombre Potus (President of the United States) está más cercano a hacer referencia a alguien que come carne por popa, que a representar al líder de una nación que si bien ahora está en decadencia,  va mucho mas adelantada que la nuestra. No tanto en términos culturales, ya que la mayoría no tiene idea de lo que es un mapa del mundo, y piensa que todo lo que queda al sur son tierras de mexicanos, y cuyos ciudadanos piensan en gran medida que la tierra fue efectivamente creada por Dios en 7 días.

Mientras tanto las repercusiones no se hicieron esperar, Trump trancó una importación de limones del vecino país, y por parte de los líderes latinoamericanos se esperan por otras medidas que golpeen de lleno en la vida cotidiana, como puede ser una conquista a gran escala, o una guerra nuclear con Rusia, o con el amigo chino gordito que se hace llamar Kim Jong Un.

Mientras todo eso pasa, Uruguay y su gobierno progresista no se han quedado al margen y están buscando alguien que represente a lo mas distintivo de nuestras tierras y que a su vez pueda tener llegada al que ahora se proclama líder de la nación más poderosa del mundo, es por eso que ni tontos ni perezosos ya se hicieron los contactos para contar con un nuevo embajador que conjure fútbol y naranjez con su sola presencia.

Julio Ríos aún no se ha pronunciado formalmente, y estaría esperando la respuesta a su contrapropuesta que incluye la transmisión en cadena nacional del videocplip de una nueva versión del himno, producido y musicalizado por su yerno El Reja, y que su frase "Tiranos Temblad" se le añade la voz de fondo del mismo gritando "LA MANGA LARGA"

Al parecer Sendic haría de porrista, solo falta que certifique su capacidad de bailarín estampada en un diploma de la academia de Julio Bocca en Cuba.

03 enero 2017

Feliz 2017.

"Algún día en cualquier parte, en cualquier lugar indefectiblemente te encontrarás a ti mismo, y ésa, sólo esa, puede ser la más feliz o la más amarga de tus horas."